martes, 30 de junio de 2020

Tiempo veraniego y sin tormentas a partir del jueves, imponiéndose el flujo de norte en superficie.

El anticiclón de las Azores sigue retirado hacía el oeste de la Península Ibérica, permitiendo así que lleguen vaguadas Atlánticas que dejan inestabilidad y algunas tormentas en el Pirineo. A partir del viernes el anticiclón conseguirá entrar en forma de cuña hacía el este dando lugar a jornadas estables con predominio del flujo de norte, que dejará un ambiente fresco en toda la vertiente norte, siendo las temperaturas sensiblemente más altas al sur de la divisoria. Las temperaturas seguirán dentro de los parámetros normales para la época del año, y por ahora, el calor africano se mantendrá lejos de los Pirineos, permitiendo que la nieve siga siendo aún abundante por encima de los 2600 m.

La predicción para el Pirineo Occidental queda así para los próximos días:

Mañana miércoles los cielos estarán nubosos durante gran parte del día, con chubascos tormentosos irregularmente repartidos, siendo más probables de madrugada y durante la primera mitad de la tarde. Al final del día pueden abrirse grandes claros al sur de la divisoria, manteniéndose la nubosidad en toda la vertiente norte. Viento moderado de componente norte, con flujo de suroeste en altura. Ambiente veraniego, aunque sin calor excesivo, oscilando las temperaturas entre 10/23ºC a 1500 m, 7/17ºC a 2200 m y 3/9ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3900 m.

El jueves el flujo de norte en superficie mantendrá los cielos muy nubosos en toda la vertiente norte y Pirineo navarro, con algunas lloviznas débiles. Al sur de la divisoria, intervalos nubosos, sin descartar algún chubasco tormentoso en el Macizo de Monte Perdido. Viento moderado de componente norte, de nuevo con flujo de suroeste en altura. Temperaturas oscilando entre 7/19ºC a 1500 m, 4/14ºC a 2200 m y 1/7ºC a 3000 m. Importante gradiente térmico oeste-este, con valores que podrían no superar los 12ºC a 1500 m en el Pirineo navarro y francés más occidental y rozar los 20ºC en el Valle de Tena o sector de Monte Perdido. Iso 0ºC a 3600 m.

Situación sinóptica prevista para este próximo jueves, jornada que será realmente fresca en toda la vertiente norte gracias al flujo de norte en superficie:



El viernes se espera abundante nubosidad de tipo bajo en toda la vertiente norte, con posibilidad de algunas lloviznas débiles durante la mañana, abriéndose algunos claros durante la tarde. En la vertiente sur, alternancia de nubes y claros. Viento moderado de componente norte. Ambiente suave, fresco al norte de la divisoria, oscilando las temperaturas entre 4/16ºC a 1500 m, 2/13ºC a 2200 m y 0/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4100 m.

El sábado será una jornada estable, aunque el flujo de norte acumulará de nuevo nubes bajas en el lado francés y Pirineo navarro. Al sur de la divisoria cielos poco nubosos, con algunas nubes de desarrollo vertical durante la tarde. Valores oscilando entre 7/20ºC a 1500 m, 5/16ºC a 2200 m y 2/10ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4600 m.

El domingo será una jornada de nuevo estable, con ambiente soleado, sin descartar algunas nubes bajas a primera y última hora del día al norte de la divisoria, y algunas nubes de desarrollo vertical en la vertiente sur durante la tarde. Viento flojo de componente norte. Temperaturas oscilando entre 9/22ºC a 1500 m, 7/17ºC a 2200 m y 4/10ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4600 m.

El lunes, será una jornada de abundante nubosidad al norte de la divisoria, sin descartar algunas lloviznas de carácter débil. Cielos poco nubosos al sur de la divisoria. Viento moderado de componente norte, sin descartar alguna racha fuerte en vertiente sur. Valores oscilando entre 7/18ºC a 1500 m, 5/15ºC a 2200 m y 3/9ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4500 m.

El martes, ya con elevada incertidumbre, se mantendrá la nubosidad de tipo bajo al norte de la divisoria, con cielos poco nubosos en la vertiente sur. Viento moderado de componente norte, y de nuevo temperaturas suaves, oscilando entre 7/17ºC a 1500 m, 5/14ºC a 2200 m y 1/8ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4300 m.
  

martes, 23 de junio de 2020

Ambiente veraniego con tormentas por las tardes

Después de 3 semanas de temperaturas claramente por debajo de la media, incluso con algunas nevadas en cotas altas, el verano ha llegado a todo el Pirineo coincidiendo con el comienzo del verano astronómico. Durante los próximos días el ambiente será totalmente veraniego, con máximas que podrán alcanzar los 25ºC a 1500 m y superar la marca de los 10ºC en los Tresmiles. Este fresco mes de junio ha permitido que se abra cierta esperanza para los glaciares pirenaicos, ya que, a día de hoy la innivación por encima de los 2700 m está ligeramente por encima de la media. Esperanza siempre referida al corto plazo, o lo que es lo mismo, a que puedan llegar a septiembre con la mayor parte de su superficie glaciar cubierta por nieve, ya que, la tendencia desde hace ya varías décadas es que estos pierdan continuamente masa glaciar. Revertir esta dinámica es a día de hoy complicado, ya que se necesitarían varios años consecutivos buenos para que estos al menos dejen de perder hielo.

La predicción para el Pirineo occidental queda así para los próximos días:

Mañana miércoles, durante la primera mitad del día, los cielos permanecerán prácticamente despejados, aumentando la nubosidad desde el mediodía, con chubascos tormentosos durante la tarde, puntualmente fuertes, siendo más intensos cuanto más al este nos desplacemos. En algunos puntos podrían superarse los 20 mm. Viento flojo de componente sur, que hará que las temperaturas sean más elevadas en el lado francés. Valores oscilando entre 10/25ºC a 1500 m, 7/18ºC a 2200 m y 2/10ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4000 m.

El jueves, durante la mañana, la nubosidad será variable. Durante la tarde, fruto del calor, crecerán nubes de desarrollo vertical, produciéndose algunas tormentas. Además, la entrada de flujo de norte durante la tarde podría acumular nubosidad de tipo bajo en el lado francés y zonas próximas a la divisoria. Viento moderado de componente sur durante la mañana, rolando a partir del mediodía a componente norte. En altura, flujo de suroeste durante todo el día. Temperaturas oscilando entre 10/24ºC a 1500 m, 7/17ºC a 2200 m y 4/10ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4100 m.

Situación sinóptica prevista para este próximo jueves. La llegada de una vaguada Atlántica, no demasiado profunda, hará descender las temperaturas, especialmente de cara al viernes:




El viernes la nubosidad será abundante desde la mañana, cuando no se descarta algún chubasco débil y aislado. Durante la tarde se darán algunos chubascos irregularmente repartidos, y acompañados de tormentas. Al igual que el jueves, la entrada de flujo de norte durante la segunda mitad del día dejará abundante nubosidad de tipo bajo en el lado francés y divisoria. Viento flojo de componente sur durante la primera mitad del día, rolando a componente norte durante la tarde. Flujo de suroeste en altura. Temperaturas algo más frescas, oscilando entre 10/21ºC a 1500 m, 6/15ºC a 2200 m y 2/8ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3800 m.

El sábado será una jornada de nubosidad variable, con posibilidad de algún chubasco débil durante la tarde. Viento flojo de componente oeste. Temperaturas oscilando entre 8/20ºC a 1500 m, 5/14ºC a 2200 m y 1/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4000 m.

El domingo será una jornada soleada, con algunas nubes bajas al principio y final del día en la vertiente norte, y algunas nubes de evolución durante la tarde en la vertiente sur. Viento flojo de componente norte. Valores oscilando entre 8/22ºC a 1500 m, 6/17ºC a 2200 m y 4/11ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4300 m.

El lunes, se espera cielos prácticamente despejados durante la primera mitad del día, con aumento de la nubosidad de desarrollo vertical durante la tarde, cuando podría darse alguna débil tormenta. Viento flojo de componente este. Temperaturas oscilando entre 9/23ºC a 1500 m, 7/17ºC a 2200 m y 5/11ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4400 m.

El martes, ya con elevada incertidumbre, será una jornada realmente calurosa, con algunas nubes de evolución vertical durante la tarde. Viento flojo de componente sur, con temperaturas que oscilarían entre 10/26ºC a 1500 m, 7/19ºC a 2200 m y 4/12ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4300 m.

En cuanto a la nieve, los primeros neveros aparecen a partir de 2200 m, presentando el manto cierta continuidad en orientaciones norte desde los 2700 m.

martes, 16 de junio de 2020

Sigue nevando en cotas altas del Pirineo. El verano podría llegar el fin de semana.

Llegamos al ecuador de junio y las temperaturas siguen siendo frescas en todo el Pirineo, continuando las nevadas y heladas en las cotas más elevadas (hoy ha nevado a partir de 2600 m). Las anomalías negativas de las temperaturas continuarán durante los próximos días, con un fin de semana en el que la dorsal anticiclónica entrará en forma de cuña en la Península Ibérica dejando tiempo estable y temperaturas acordes con la época del año, pudiendo superar ligeramente la barrera de los 20ºC a 1500 m. Aunque aún es pronto para confirmarlo, es probable que la semana que viene las altas presiones dominen el panorama meteorológico en toda Europa, regresando las anomalías positivas a los Pirineos, aunque, de momento, no se ven calores excesivos a medio plazo. Por ahora, este fresco comienzo del verano climatológico está siendo muy beneficioso para los glaciares y heleros pirenaicos, que lejos de sufrir un fuerte deshielo están acumulando varios centímetros de nieve nueva.

La predicción para el Pirineo occidental queda de la siguiente manera para los próximos días:

Mañana miércoles será una jornada de abundante nubosidad, con algunos chubascos débiles durante la tarde, que apenas acumularán entre 3/5 mm en el mejor de los casos. Cota de nieve rondando los 2200/2300 m. Viento moderado de componente oeste. Ambiente fresco, oscilando las temperaturas entre 3/12ºC a 1500 m, 0/7ºC a 2200 m y -4/-1ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 2500 m.

El jueves de nuevo la nubosidad será abundante, con chubascos débiles/moderados durante la segunda mitad del día, con acumulados que alcanzarán entre 5/10 mm.  Cota de nieve sobre los 2500 m. Viento moderado de componente oeste. Sigue el ambiente fresco, primaveral, con valores que oscilarán entre 5/14ºC a 1500 m, 1/8ºC a 2200 m y -4/2ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 2800 m.

El viernes, la nubosidad será variable durante la mañana, sin descartar algún chubasco débil y disperso. Durante la tarde la nubosidad será abundante, registrándose algunos chubascos moderados, acompañados puntualmente de tormentas. Los acumulados máximos no pasarán de los 10 mm. Cota de nieve en los 3000 m. Viento flojo de componente norte, con flujo moderado de oeste en altura. Suben las temperaturas, oscilando entre 5/17ºC a 1500 m, 1/10ºC a 2200 m y -2/4ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3300 m.

El sábado será una jornada estable, soleada, aunque el flujo de norte dejará nubosidad de tipo bajo al principio del día en el Pirineo navarro y francés occidental. Durante la tarde, en la vertiente sur y zonas próximas a la divisoria, aparecerá nubosidad de desarrollo vertical, sin descartar algún chubasco débil tormentoso en el Macizo de Monte Perdido. Viento flojo de componente norte. Ambiente prácticamente veraniego, oscilando las temperaturas entre 6/20ºC a 1500 m, 2/14ºC a 2200 m y 0/6ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3600 m.

Situación sinóptica prevista para este próximo sábado, jornada en la que regresará la dorsal anticiclónica, que penetrará en forma de cuña en toda la Península Ibérica, dejando una jornada veraniega aunque sin calor excesivo:




El domingo será una jornada soleada y veraniega, con tan sólo algunas nubes de desarrollo vertical durante la tarde y algunas nubes bajas a primera hora en la vertiente francesa. Viento flojo de componente norte. Temperaturas oscilando entre 7/21ºC a 1500 m, 4/16ºC a 2200 m y 1/9ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4200 m.

El lunes se repetirá la jugada, siendo una jornada de cielos azules y ambiente totalmente veraniego, sin descartar algunas nubes bajas a primera hora en la vertiente norte. Viento flojo de componente norte, con temperaturas que oscilarán entre 8/22ºC a 1500 m, 4/17ºC a 2200 m y 2/10ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4200 m.

El lunes regresarán las anomalías positivas de las temperaturas al Pirineo occidental:




El martes, ya con elevada incertidumbre, seguirá el ambiente soleado y cálido, con temperaturas que oscilarán entre 7/23ºC a 1500 m, 4/17ºC a 2200 m y 3/11ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4400 m.

martes, 9 de junio de 2020

Continua el ambiente fresco, con más nieve para los Tresmiles

Durante las últimas jornadas el flujo de norte ha mantenido las temperaturas realmente frescas en todo el Pirineo occidental, con valores más propios de un mes de abril que de pleno mes de junio. Las máximas en estos últimos días apenas han conseguido superar los 8ºC a 1500 m en la vertiente norte y zonas próximas a la divisoria. Además, estas bajas temperaturas han venido acompañadas de algunas precipitaciones, que han sido en forma de nieve por encima de los 2200/2400 m, dejando algunos centímetros de nieve en cotas altas. Sin duda alguna una buena noticia para los heleros y glaciares pirenaicos, que han visto frenado de golpe el fuerte deshielo iniciado el pasado y caluroso mes de mayo.

Para lo que queda de semana continuará el ambiente fresco y primaveral, esperando la llegada de una baja para este próximo jueves con origen en Islandia, que dejará de nuevo inestabilidad, especialmente durante jueves y viernes, regresando de nuevo las precipitaciones y la nieve en cotas altas, acumulándose varios centímetros de nieve nueva en los Tresmiles.

La predicción para el Pirineo occidental queda así:

Mañana miércoles, durante la primera mitad del día, habrá abundante nubosidad de tipo bajo en el Pirineo navarro y vertiente francesa, produciéndose algunas débiles lloviznas, con intervalos nubosos al sur de la divisoria. Durante la segunda mitad del día se abrirán grandes claros en toda la vertiente norte, quedando una tarde de nubosidad variable de tipo medio/alto en ambas vertientes, sin descartar algún chubasco débil y disperso al sur de la divisoria. Cota de nieve rondando los 2300 m. Viento moderado de componente norte. Ambiente fresco, oscilando las temperaturas entre 2/13ºC a 1500 m, -1/7ºC a 2200 m y -5/0ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 2600 m. 

Para mañana miércoles continuarán las anomalías negativas de las temperaturas en el nivel de 850 hpa, aunque no serán tan acusadas como en estos últimos días:




El jueves será una jornada inestable, ya que la baja llegada desde la zona de Islandia se situará al oeste de Francia, frente a las costas del Cantábrico. Durante la mañana la nubosidad será variable, sin descartar algún chubasco débil. Durante la tarde, se darán chubascos moderados acompañados de tormenta, que puntualmente podrían ser fuertes. Los acumulados alcanzarán los 10/20 mm de forma generalizada, sin descartar que puedan superarse los 30 mm en puntos de la vertiente sur, especialmente en zonas próximas al Macizo de Monte Perdido. Cota de nieve rondando los 2400/2500 m, acumulando algo más de 10 cm de nieve reciente en los Tresmiles. Viento moderado de suroeste, con algunas rachas fuertes en cumbres durante la tarde. Temperaturas primaverales, oscilando entre 5/12ºC a 1500 m, 2/7ºC a 2200 m y -3/1ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 2700/2800 m.

Situación sinóptica prevista para este próximo jueves. La baja islandesa se situará al oeste de Francia, generando chubascos moderados en gran parte del Pirineo durante el jueves y el viernes:



El viernes, durante la madrugada, se registrarán chubascos moderados y generalizados, acompañados puntualmente de tormentas. Se abrirán grandes claros desde el amanecer, con una mañana soleada de nubosidad variable, ya sin riesgo de precipitaciones. Durante la tarde aumentará de nuevo la nubosidad, pudiendo darse algún chubasco débil. Se acumularán del orden de 5/10 mm. Cota de nieve sobre los 2400 m. Viento moderado de componente oeste, con flujo de suroeste en altura. Temperaturas oscilando entre 4/14ºC a 1500 m, 1/8ºC a 2200 m y -4/1ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 2700 m.

El sábado la nubosidad será variable durante la mañana, aumentando durante la tarde, cuando podrían darse algunos chubascos, en general débiles. Cota de nieve sobre los 2400 m. Viento flojo de componente oeste. Valores oscilando entre 3/15ºC a 1500 m, -1/10ºC a 2200 m y -5/3ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 2700 m.

El domingo será una jornada de cielos poco nubosos, con nubosidad de desarrollo vertical durante la tarde, cuando podría darse algún chubasco tormentoso débil. Cota de nieve en claro ascenso, nevando esta vez por encima de los 3000 m. Viento flojo de componente sur, que provocará un claro ascenso de las temperaturas, especialmente en la vertiente francesa. Valores oscilando entre 5/18ºC a 1500 m, 2/14ºC a 2200 m y -2/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3200 m.

El lunes será una jornada plenamente veraniega, con cielos prácticamente despejados durante gran parte del día, con tan sólo algunas nubes de desarrollo vertical durante la tarde. Viento flojo de suroeste. Temperaturas cálidas, oscilando entre 7/22ºC a 1500 m, 4/17ºC a 2200 m y 1/10ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4000 m.

Este próximo lunes regresarán las anomalías positivas de las temperaturas:



El martes, ya con elevada incertidumbre, se espera que el paso de una vaguada Atlántica deje chubascos tormentosos durante la tarde, con un claro descenso de las temperaturas. Viento moderado de componente sur al principio rolando al final a componente norte, registrándose las temperaturas mínimas al final del día. Temperaturas oscilando entre 7/18ºC a 1500 m, 4/14ºC a 2200 m y -1/8ºC a 3000 m. Iso 0ºC sobre los 3800 m al principio bajando al final hasta los 2900 m.

martes, 2 de junio de 2020

Brusco descenso de las temperaturas, regresando la nieve al Pirineo

Después de dos largas semanas con temperaturas claramente por encima de la media regresan las temperaturas primaverales para los próximos días a todo el Pirineo, trasladándose esta vez las anomalías positivas de las temperaturas a Europa del este. Se invierte así la situación, y esta vez las borrascas y vaguadas Atlánticas descenderán por Europa occidental, lo que unido a la formación de un anticiclón en Rusia occidental propiciará que llegue a la mitad oriental del viejo continente vientos de componente sur arrastrando con ello masas de aire más cálidas.

Mañana la anomalía en el nivel de 850 hpa seguirá siendo ligeramente positiva en Europa occidental y negativa en la Europa del este:



La situación se invertirá para las próximas jornadas. Así vemos como el domingo y el lunes las anomalías negativas de temperatura a 850 hpa se trasladan a Europa occidental mientras que la parte más oriental del continente sufrirá ya anomalías positivas:





A nivel de los Pirineos esto se traducirá en un claro descenso de las temperaturas, regresando la nieve a cotas altas, poniendo fin, al menos de forma momentánea, al ambiente veraniego.

La predicción para el Pirineo occidental queda así para los próximos días:

Mañana miércoles será una jornada inestable, con cielos muy nubosos desde el amanecer, con chubascos tormentosos desde primera hora de la tarde, pudiendo ser puntualmente fuertes. Se acumularán entre 10/20 mm, sin descartar que se puedan superar los 30 mm en algunos puntos. Cota de nieve sobre los 3000 m. Viento moderado de componente norte. Temperaturas en descenso, oscilando entre 7/17ºC a 1500 m, 4/12ºC a 2200 m y 0/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3300 m.

El jueves será una jornada fresca, plenamente primaveral. Cielos muy nubosos, con precipitaciones moderadas, sin descartar que se puedan formar algunas tormentas. Acumulados cercanos a los 10/15 mm. Cota de nieve sobre los 2200 m. Viento moderado de componente norte. Valores oscilando entre 4/10ºC a 1500 m, 0/6ºC a 2200 m y -4/-1ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 2400 m.

Mañana jueves el paso de la vaguada traerá consigo un importante descenso de las temperaturas, regresando la nieve a cotas altas del Pirineo:




El viernes, durante la madrugada, se darán algunas precipitaciones débiles/moderadas, abriéndose grandes claros desde la mañana, cuando cesarán las precipitaciones, con cielos poco nubosos durante la tarde, con la excepción del Pirineo navarro y francés, en donde la nubosidad baja norteña no se disipará hasta el final del día. Cota de nieve sobre los 2700 m. Viento moderado de componente norte, rolando al final a componente oeste flojo. Suben las temperaturas, oscilando entre 3/14ºC a 1500 m, 0/10ºC a 2200 m y -5/4ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3300 m.

El sábado se espera una mañana soleada, aumentado la nubosidad durante la tarde, cuando se darán algunos chubascos tormentosos. Cota de nieve sobre los 2800/3000 m. Viento de componente oeste al principio, rolando a componente norte durante la tarde. Ambiente templado, oscilando las temperaturas entre 6/17ºC a 1500 m, 3/12ºC a 2200 m y -1/6ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3000/3200 m.

El domingo será una jornada inestable, con precipitaciones moderadas, más probables e intensas durante la mañana, abriéndose algunos claros durante la tarde al sur de la divisoria. Cota de nieve sobre los 2500 m. Viento moderado de componente norte. Ambiente fresco, con valores de 5/12ºC a 1500 m, 2/8ºC a 2200 m y -3/2ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 2800 m.

El lunes la nubosidad será variable, siendo más abundante al norte de la divisoria, donde pueden darse algunas precipitaciones débiles. Cota de nieve sobre los 2100/2200 m. Viento moderado de componente norte. Valores oscilando entre 4/13ºC a 1500 m, 0/7ºC a 2200 m y -4/-1ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 2400 m.

El martes, ya con elevada incertidumbre, se espera nubosidad de tipo bajo en el Pirineo navarro y francés con cielo poco nuboso en toda la vertiente sur. Viento flojo/moderado de componente norte. Sigue el ambiente fresco, oscilando las temperaturas entre 3/14ºC a 1500 m, 0/10ºC a 2200 m y -2/4ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3000 m.


miércoles, 27 de mayo de 2020

Finaliza otro mes con anomalía positiva de la temperatura y ya van 6 consecutivos...

Llegamos a la recta final del mes de mayo y de la primavera climática de nuevo con temperaturas claramente por encima de la media. Aunque aún faltan cuatro días para acabar el mes, se puede ya confirmar que mayo se va convertir en el sexto mes consecutivo con anomalía positiva de las temperaturas en el Pirineo. El último mes con temperaturas por debajo de la media fue noviembre, hace ya medio año. Como resultado de esto nos encontramos con un invierno y una primavera que han resultado más cálidos de lo normal (con un mes de febrero de record), aunque en ambas estaciones los registros pluviométricos han estado dentro de los valores normales en el conjunto del Pirineo. A consecuencia de esto, el Pirineo muestra a día de hoy un aspecto nivoso más propio de mitad/finales de junio que de final de mayo. Actualmente es imposible realizar descensos con esquís que alcancen los 1000 m de desnivel en ningún punto del Pirineo. En la zona de Aneto-Maladetas, macizos más elevados de la cordillera y con mejor innivación al final de la primavera, apenas se puede descender con esquís hasta los 2400/2500 m, algo poco frecuente en un mes de mayo (en años nivosos se puede descender hasta cotas de 2100/2200 m hasta mitad de junio).

Durante los próximos días las temperaturas continuarán siendo elevadas, con jornadas propias de la época estival.

La predicción para el Pirineo occidental queda así para los próximos días:

Mañana jueves se espera cielos poco nubosos durante la primera mitad del día, aumentando la nubosidad durante la tarde, cuando podrían darse algunas tormentas débiles, poco probables en el Pirineo navarro y francés occidental. Viento flojo de componente sur. Temperaturas cálidas, oscilando entre 7/20ºC a 1500 m, 5/15ºC a 2200 m y 1/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3600 m.

Anomalía positiva de temperatura a 850 hpa del orden de los 4/5ºC en el sector occidental del Pirineo. A nivel europeo predominan las anomalías positivas en Europa occidental y las negativas en la parte oriental del continente:



El viernes será una jornada estable y soleada, con tan sólo algunos intervalos nubosos durante la tarde fruto de las altas temperaturas. Viento flojo de componente este. Temperaturas de pleno verano, oscilando entre 8/21ºC a 1500 m, 5/17ºC a 2200 m y 2/9ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3800 m.

El sábado será una jornada variable, alternando las nubes con los claros. No se descarta alguna tormenta débil y aislada en el Macizo de Monte Perdido. Viento flojo de componente este. Temperaturas sin apenas cambios, oscilando entre 6/21ºC a 1500 m, 4/17ºC a 2200 m y 1/9ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4000 m.

El domingo, durante la primera mitad del día, la nubosidad será escasa, aumentando esta durante la tarde, cuando podría formarse alguna tormenta, de intensidad moderada, siendo más probables cuando más al este nos desplacemos. Viento flojo de componente este. Ambiente de nuevo cálido, oscilando las temperaturas entre 8/22ºC a 1500 m, 5/16ºC a 2200 m y 2/8ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3800 m.

El lunes se espera ambiente soleado durante la primera mitad del día, con nubosidad de evolución vertical durante la tarde, con algunas tormentas moderadas, de nuevo más intensas cuanto más al este nos situemos. Viento flojo/moderado de componente este. Valores oscilando entre 8/20ºC a 1500 m, 5/15ºC a 2200 m y 1/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3600 m.

Situación sinóptica prevista para este próximo lunes:



El martes, la situación será idéntica. Cielos pocos nubosos durante la mañana con abundante nubosidad de desarrollo vertical durante la tarde, cuando se darán algunos chubascos tormentosos. Viento flojo de componente norte. Temperaturas oscilando entre 7/17ºC a 1500 m, 4/12ºC a 2200 m y 0/6ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3500 m.

A partir del miércoles la incertidumbre es elevada, aunque es posible que bajen las temperaturas y lleguen algunas precipitaciones.

En el siguiente meteograma para un punto del Pirineo occidental vemos como con la llegada de junio podría regresar el tiempo primaveral, con un descenso de las temperaturas acompañadas de algunas precipitaciones, aunque habrá que esperar algunos días para poder confirmarlo:





jueves, 21 de mayo de 2020

Se acerca el largo y duro verano al Pirineo...

Las altas temperaturas han regresado a todo el Pirineo, haciéndonos recordar que el largo y duro verano esta apunto de llegar. La situación sinóptica prevista para los próximos días será típica de la época estival, con la dorsal anticiclónica abrazando a la Península Ibérica, circulando los frentes y borrascas por latitudes más septentrionales. Es de esperar por lo tanto un tiempo cálido y seco para las próximas jornadas, aunque en muchas de ellas el flujo de norte hará que las temperaturas no se disparen en exceso, sin descartar algunas tormentas de escasa importancia, especialmente en la vertiente sur.

Así queda la predicción para el Pirineo occidental para los próximos días:

Mañana viernes será una jornada de pleno verano, con ambiente totalmente despejado durante la primera mitad del día, aumentando la nubosidad durante la tarde, cuando no se descarta alguna tormenta débil y aislada. Viento flojo de componente oeste. Temperaturas elevadas, oscilando entre 9/22ºC a 1500 m, 5/17ºC a 2200 m y 1/9ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 4000 m.

Anomalía claramente positiva en el nivel de 850 hpa para mañana viernes:



El sábado regresa el flujo de norte, lo que provocará un claro descenso de las temperaturas, que será más notorio en el Pirineo navarro y en la vertiente francesa. En cuanto al cielo, se espera abundante nubosidad de tipo bajo en el Pirineo navarro y francés más occidental, sin descartar algunas lloviznas débiles. En la vertiente sur, cielos poco nubosos, con nubosidad de evolución vertical durante la tarde, cuando podría darse alguna tormenta de escasa importancia. Viento moderado de componente norte, con flujo de oeste en altura. Valores oscilando entre 7/17ºC a 1500 m, 4/14ºC a 2200 m y 1/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3800 m.

El sábado regresará el flujo de norte, con una jornada fresca en el sector navarro y lado francés:




El domingo, durante la primera mitad del día, lucirá el sol en ambas vertientes, con tan sólo algunos intervalos de nubes bajas en la vertiente norte. Durante la tarde aparecerá nubosidad de desarrollo vertical, más abundante en la vertiente sur y más cuanto más al este nos desplacemos, sin descartar algunas tormentas, que podrían ser moderadas en el entorno de Monte Perdido. Viento flojo de componente norte. Temperaturas oscilando entre 6/18ºC a 1500 m, 3/15ºC a 2200 m y 0/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3700 m.

El lunes se espera una mañana soleada, de nuevo con nubosidad convectiva durante la tarde en toda la vertiente sur, sin descartar algún chubasco tormentoso, más probable cuanto más al este nos desplacemos. Viento flojo de componente norte. Valores sin grandes cambios, oscilando entre 7/18ºC a 1500 m, 4/14ºC a 2200 m y 0/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3700 m.

El martes la situación será idéntica. Cielo despejado durante la mañana con nubosidad de desarrollo vertical durante la tarde, sin descartar alguna tormenta débil y dispersa. Viento flojo de componente norte, con importante gradiente térmico de oeste a este, siendo las temperaturas sensiblemente más bajas en el sector más occidental. Viento flojo de componente norte. Temperaturas oscilando entre 7/17ºC a 1500 m, 4/13ºC a 2200 m y 1/7ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3900 m.

El miércoles continuará el flujo de norte, de nuevo con un importante gradiente térmico oeste-este. En el Pirineo navarro y francés occidental habrá algunos intervalos de nubes bajas, en el resto, cielos despejados durante la mañana, con aumento de la nubosidad durante la tarde, cuando podrían darse algunas tormentas. Viento entre flojo/moderado de componente norte. Valores oscilando entre 5/17ºC a 1500 m, 3/13ºC a 2200 m y -1/6ºC a 3000 m. Iso 0ºC a 3500 m.

En cuanto a la innivación, esta sigue estando claramente por debajo de la media para un mes de mayo, siendo el aspecto general del Pirineo más propio de mitad de junio. Los primeros neveros aparecen sobre los 1800-2000 m, presentando el manto cierta continuidad a partir de los 2400 m en orientaciones norte.